Libro de notas

Edición LdN
El mundo gira sobre un eje podrido por Alber Vázquez

Alber Vázquez es escritor. “El mundo gira sobre un eje podrido” es una columna de opinión que se publica todos los lunes y que alberga como firme propósito convertir a este planeta en un lugar más habitable donde los hombres y las mujeres del mañana puedan compartir su existencia en condiciones igualdad y justicia. Estamos seguros de poder lograrlo. El mundo gira sobre un eje podrido dejó de actualizarse en abril de 2008.

Pero esto del cambio climático, ¿le interesa de verdad a alguien?

Para mí que a nadie. A ver, en serio, háganseme la pregunta y no se me mientan: esto del cambio climático más bien nos la trae floja, ¿no? ¿Que se calienta el mundo? Pues mira, qué le vamos a hacer. Como si no tuviéramos otra cosa en la que pensar.

Esto lo digo a cuenta del apagón que los ecologistas convocaron el pasado jueves, 15 de noviembre. Era ni más ni menos que la tercera convocatoria del año, tras la del 1 de febrero y la del 11 de agosto. Estos ecologistas otra cosa no tendrán, pero constancia… Constancia tienen un rato largo. Uno, de terminar, termina apagando las luces por agotamiento.

Total, que el pasado jueves estaba yo, a las ocho de la tarde en punto en la ventana de la cocina de mi casa (con las luces encendidas, el lavavajillas en marcha y hasta la luz de la campana extractora dada) dispuesto a analizar reflexivamente la incidencia del evento en lo que viene a ser mi barrio. Ocho de la tarde, y todas las farolas encendidas. Ocho y cinco y todo igual. Ni atisbo de ecologismo entre la gente de mi barrio. Seguimiento nulo de la protesta. Un fiasco total. Aquí cada cual va a lo suyo, y como hace un frío del carajo (uno o dos grados sobre cero, como mucho) la gente está pensando más en irse a casa y ponerse las zapatillas calentitas que en el puñetero cambio climático. Sales a la calle y paras a alguien para preguntarle su punto de vista acerca de tan apasionante tema y te suelta dos hostias. Y con razón.

Porque, ¿a qué viene tanta murga con el cambio climático de las narices? A ver, sí, nos preocupa un poco y sería genial que no existiese nada de eso. Ojalá que los casquetes polares no se deshelaran a velocidad de vértigo, de verdad. Esto te lo firma cualquiera. Desde el tío más de izquierdas hasta el tío más de derechas. Si con el cambio climático no gana nadie.

Pero tampoco pierde, y he ahí la madre del cordero. ¿Qué pasa? ¿Que el mundo se va freír en su jugo? ¿Sí? ¿Para cuando? ¿Para doscientos o trescientos años? Ah, pues mira tú qué bien. O sea, que como problema, estamos ante un problema. Si eso no lo niega nadie. Pero un problema que eclosionará cuando hasta el último ser querido de todo aquel que esté leyendo esto haya pasado a criar malvas. Y eso no es tanto problema. Me diréis ahora que sí. Pero yo os respondo que no. Problemilla, a lo sumo. De ahí no me apeo.

¿Y cómo les vais a hacer esto a nuestros descendientes? Pues haciéndoselo. Hala, este marrón os lo coméis los que estéis aquí dentro de doscientos años. Ya, pero entonces será tarde y ya no habrá marcha atrás. Vale, ¿y?

“Vale, ¿y?” es la respuesta que todo hijo de vecino da por aquí. “Vale, ¿y?” es lo que los ciudadanos españoles respondieron a los ecologistas que convocaron el apagón del pasado jueves. Que sí, que sí, que el mundo gira sobre un eje podrido, pero yo ya tengo mis propios problemas reales. ¿Que soy un capullo como la copa de un pino por no pensar en la Madre Tierra? Pues igual sí, pero si yo soy un capullo, tú eres un hijo de puta miserable por situarme a mí y a mi circunstancia en una encrucijada que ni me importa ni me satisface. En tu puta encrucijada particular, digámoslo claro.

Aquí es donde el ecologista de raza se revuelve. ¿Pero cómo puede ser que uno lo esté dando todo por la Humanidad y haya gente tan desconsiderada que ni lo vea? Joder, que uno se está dejando sus mejores años en la lucha. Y cuando uno se deja sus mejores años en la lucha, es que le asiste la razón. ¿Qué otro sentido tendría, si no, hacerlo?

Y como al ecologista de raza no le hace caso ni Dios, el ecologista de raza se va al ayuntamiento. Y ahí sí. Ahí, en vez del lacerante “Vale, ¿y?”, le apagan la Puerta de Alcalá en menos de lo que canta un gallo. Mira tú que decían que donde se gasta de verdad es en encender y en apagar, pero bueno, todo sea por la Madre Tierra: se apaga lo que haya que apagarse y punto en boca. Que el ecologismo ha hablado.

Yo vuelvo a la pregunta del principio: ¿Pero esto del cambio climático le importa de verdad a alguien? Da como cosa decirlo, pero yo creo que no. Parece como que estás firmando, de tu puño y letra, la sentencia del Universo, y eso, se mire como se mire, acojona un poco. Te dices: A ver si voy a estar pasándome con esto… A ver si en realidad tenía que haber prestado más atención… ¿Y si hubiera esperado hasta los ocho y cuarto para poner la pizza en el horno…? Son cuestiones que, a poco que te las formules, te echan la moral por el suelo. ¡Joder, joder, y si lo estoy mandando todo al carajo por mi capricho de zamparme una con doble de mozzarella y queso?

Pero, no, a los cinco segundos de pensarlo detenidamente, caes en la cuenta de que, mira, todo esto del cambio climático a ti te viene grande. “Actúa ya”, dice el eslogan de los ecologistas. “Que actúe su madre”, dices tú. Porque a ti, como a mí, esto del cambio climático nos da más o menos igual. Aunque no lo decimos en voz demasiado alta para no quedar como unos pardillos. O como unos hijos de puta insolidarios con el Mañana, que esa es otra.

Alber Vázquez | 19 de noviembre de 2007

Comentarios

  1. pin cotoyes
    2007-11-19 19:08

    A los ecologistas nos paga el Pacto de Varsovia. A mí me fichó Barrionuevo como posible colaborador en una invasión soviética y tuve que llevar el DNI al cuartel en 1983 como promotor de un grupo ecologista, aunque no estaba yo entre los firmantes del acta constituyente. A los controladores no se les escapa nada…

    Lo que tenéis que hacer los que no sois empáticos, no os involucráis, no os hacéis responsables de vuestras acciones (ya está ahí mamá para recogeros la basura), es al menos razonar y VOTAR. Vuestra colaboración puede ser la decisión cada cuatro años. Porque el problema supera al individuo, ha de ser la organización social la que lo resuelva. Yo no pienso poner una central termosolar…o sí.

  2. Trus
    2007-11-19 19:39

    Un ciudadano igual no apaga las luces porque ¿para qué, si luego tengo al Ayuntamiento derrochando en Navidades?

    Y lo mismo: a quien hay que tirarle de las orejas es a los gobiernos, locales, regionales, nacionales, etc. Y luego los ciudadanos pueden echar una mano tambien.

  3. Senior Manager
    2007-11-19 20:32

    Bueno, lo que si sé es que alguien resultará beneficiado con los recursos naturales que se encuentran bajo la Antártida una vez se derrita el hielo. De hecho ya se están peleando por ellos…. Yo apagué las luces más que todo por que salí a cenar fuera…pero igual así las apagué...¿no?

  4. Jacinto
    2007-11-19 20:33

    Desde pequeñito y por vocación me he considerado ecologista y militante por el medio ambiente, pero sin apuntarme a nada. Intento convencer de como actuar bien a los que me rodean y cómo no, con el ejemplo.
    No creo en la ecofashion y no creo en la utilización política del medio ambiente.
    Si creo en que los humanos estamos afectando el medio ambiente, para mal es el balance, pero en muchos casos también para bien.
    Ahora bien, no tengo ni idea de los efectos globales de nuestros actos y emisiones. Hay tantos puntos de autoajuste y reequilibro que no hay quien sepa lo que va a pasar. Pero pongámonos en lo peor. Supongamos que vamos a derretir los polos entre 50 y 200 años, y no sólo es hielo que se ve, sino el que hay debajo que es 6 veces más.
    Para cuando eso ocurra, ya estaremos ahumados, rodeados de guarrería, pobres como ratas sin poder pagar por la energía o el agua que necesitemos etc.
    Lo que quiero decir es que si resolvemos los problemas cercanos de medio ambiente, estamos en camino de resolver los problemas gordos.
    Tanto miedo en el cuerpo que nos están metiendo solo lleva a la parálisis. Pobrecito de mí, que voy a hacer para arreglar esto….......
    Creo que hay que liberar de presión a los partidos políticos, pero exigir a las instituciónes con hechos concretos. Yo me dejaría de hablar de defender los espacios verdes, para actuar delante de mi ayuntamiento, comunidad de vecinos etc. pidiendo, denunciando etc y lo que haga falta cuando halla un abuso o ataque al medio ambiente.
    Cómo entiendo de lo que dice Alber, lo global y lo lejano no le importa a muchos, pero quizás podamos hacer algo con lo cercano.
    ¿Qué me puede pedir a mi el señor Gore con su estupendo video? Con una factura de luz en su casa que supera el sueldo de 4 trabajadores de este país. Un señor que en la era de las telecomuniaciones justifica el el uso del jet privado. Hoy por hoy el transporte aéreo usa exclusivamente energia no renovable y el gasto por pasajero en línea regular es tremendo, pero en jet no digamos.
    ¿Y el agua?, hay que cerrar el grifo, Pero ¿Qué pasa con las fugas de la red? ¿Qué pasa con el riego por inndación de terrenos antes de secano?
    Que se intente concienciar a la población de los los buenos usos es pefecto. Pero por favor ecologistas, apuntar al centro de la diana.

    Y los políticos. A los políticos caña hasta que tomen cartas en el asunto. Pero de ahí a pensar que los azules son los paladines del medio ambiente o que lo son los rojos, es de mentalidad infantil.
    Se les votará por ideas, logros, mejoras sociales y por lo que a cada uno le de la gana. Pero con tantos problemas este me temo que es uno más.

    El medio ambiente nos afecta todos, no tenemos que caer en la tonteria de que solo se lo tome en serio la mitad de la población, por que si la mitad contamina, la otra mitad no ha conseguido nada. Yo digo Fuera de la política el cambio climático.
    Vamos a concienciar a los que esten en las diversas instancias del poder de que nos cuiden el medio.
    Lo de votar ocurre cada cuatro años, lo que yo propongo puede ocurrir a diario, varias veces al día.
    Cuando compramos los artículos cotidianos, cuando elegimos un transporte público eficiente (tren y metro frente a coche y avión) etc.
    Y cuando tomamos decisiones más importantes para nosotros, cuando compramos un coche que gaste menos, cuando compramos un piso y tenemos en cuenta si está bien aislado (y necesite menos refrigeración o calefacción), un electrodoméstico clase A, etc. Ahí empezamos a arreglar algo, pero es que encima lo disfrutamos, porque no solo ahorramos recursos, sino que ahorramos para nuestro bolsillo.

    Pero vale ya de dejar a políticos y militantes verdes que nos “ACOJONEN” a diario para perpetuarse en su modus vivendi, su sillón, su ámbito de poder o incluso tristemente sus hobbys y aficciones viajeras.

    Cuidando el medio ambiente nos cuidamos a nosotros, dicho al revés, también es verdad.

  5. Cayetano
    2007-11-20 00:51

    El tema interesa especialmente a Manuel Marín por que le iluminó Al Gore. En mi opinión se está creando una empresa llamada “Cambio Climático S.A.” Ban Ki Mun está convencido que es más rentable, mediaticamente, este asunto que cualquier otro. Coinciden estos líderes en evitar hablar del reparto de los recursos. ¿Cómo sino podrían mantener su liderazgo? A más importante el líder más necesidades de energía, Ji …

  6. Vicente
    2007-11-20 01:53

    Yo me cisco en la salvación del mundo promovida por los fabricantes de coches, los fabricantes de lacas, los aires acondicionados, los gobiernos, las industrias y la madre que los parió.

    Vamos, que vosotros que sois los que os cargáis el planeta ahora venís dándonos lecciones de cómo lavarnos los dientes para ahorrar agua y que no se vaya todo al carajo por NUESTRA culpa.

    Ese cinismo e hipocresía lorenzomilanera es lo que le quita toda credibilidad al movimiento verde. Si realmente quisieran evitar el cambio climático ya lo hubieran hecho. Ahora lo que están haciendo es vivir de él. Como decía mi abuelo, “folleu folleu que el món s’acaba” (follad, follad, que el mundo se acaba).

    Pues a eso voy. Un saludo a todos.

  7. felipe
    2007-11-20 08:13

    En mi ciudad los concesionarios de los servicios de recogida y reciclo son los máximos contaminantes como propietarios de casi todas las distribuidoras de automóviles de la ciudad. Sólo faltaba que yo reciclando, les ayudara a hacerse más ricos y contaminar más con sus botes de 60000 €. Una mierda para todos.

  8. isus
    2007-11-20 20:07

    Pues yo tampoco apagué cinco minutos las bombillas de mi casa para detener el calentamiento del globo. Es más, tuve puestas mis estufitas porque hacía un frío que te cagas. Bueno, igual tenía que haberlo hecho: Apagar las luces y mantener las estufitas encendidas. Total, no se ve desde la calle el piloto de la estufa. Tenía que haberlo hecho, como el Ayunta: Hoy apagamos 5 minutos y mañana llenamos las calles de lucecitas de cara a la Navidad.

  9. Francisco
    2007-11-21 00:42

    Este Alber es genial

  10. Guillermo
    2007-11-21 04:26

    Estoy de acuerdo casi con todo el mundo que ha escrito, eso mosquea…

    El cambio climático, mas parece un negocio (el otro día en las noticias dijeron que Marín se “dedicaría al cambio climático”, no se si ha promoverlo o a evitarlo, lo que es seguro es que a cobrar).

    Mientras nosotros gastamos miles de millones en “frenar” el cambio climático, cada día hay miles de chinos que tienen un coche nuevo, que por cierto contaminan mucho mas que los nuestros, y les tira de los cojones…cuando nos quedemos todos sin trabajo y lo pasemos mal y se lleven todo los “Insolidarios” chinos que no se gastan la pasta en chorradas, veremos a quién coño le importa el cambio clímatico.

    Se preveen para el 2010 (eso es mucho antes del cambio cllimático) 480 millones de hambrientos en el mundo…enseñemosles a no contaminar porque total su desarrollo no vale nada y mas vale que se mueran de hambre para que AL GORE pueda cobrar sus conferencias. Es vergonzoso que nos digan que es el primer problema del mundo, tal y como estan las cosas con el hambre, el SIDA, Paludismo (gracias a los ecologista por prohibir el DDT en paises donde no usarlo significa la muerte).....

    Pero bueno me voy a la cama contento porque he apagado la luz 5 minutos en casa y ya soy solidario y con eso y paseando al día 5 minutos ya puedo dormir tranquilo (aunque supongo que en la contaminación se habrá notado poco, porque para eso la Red Electrica Española regula el consumo y desconecta centrales aunque sigan funcionando).

    SALUDOS

  11. José Eburi Palé
    2007-11-21 04:40

    Pues yo…..............insisto en que, son podencos

  12. Cabo Zanahoria
    2007-11-21 06:07

    Punky de postal la, la, la, la
    Punk de escaparate
    Moda punky en Galerías
    ¡Muy punk!
    Cantaba La polla records hace unos años.

    Ya no está de moda el ecologismo. Ya es casposo. Qué coñazo estos tíos dando siempre la murga. Ya no es marginal, ya lo estudian hasta en los colegios. Obsoleto total.

    Ahora lo que mola es ir de sinceros. Y el resto, hipócritas. Yo mismo, me acabo de bajar de un coche motor gasolina, recojo mi bolsa de plástico en la que mi madre me pasa el tupper con potaje y me tiro un peo que va como un misil a la capa de ozono. Soy un hipócrita porque (todavía en pequeña medida) me preocupa el medio ambiente pero no recorro en bicicleta los 20 kilómetros que hay de mi casa al trabajo. En cambio otros, qué sinceridad, qué maravilla.

    Por otro lado, ¿por qué siempre lo uno o lo otro? Parece que sí, que el planeta se va a la mierda y no tienes que matar de hambre a África por reciclar el plástico o utilizar bolsas de papel. Nadie va a contraer raquitismo si compramos electrodomésticos más eficientes o solicitamos que se apoyen las energías alternativas. No parece que vaya a aumentar el paludismo por pedir que disminuyan la producción energética con carbón o que sean más eficaces. ¿Aumentará el SIDA si te propones utilizar más el transporte público o instalar paneles solares en edificios públicos o viviendas? Puede que apagar la tele con el botoncito o no poner el aire acondicionado a tope provoque una una hambruna en Asia. Vaya no lo sé.

    Joder, la cantidad de cosas que se pueden hacer para reducir el cambio climático sin volvernos locos. Sin mucho esfuerzo, sin quedar como un ecologista decadente. Vade retro. Eso sí, soy un hipócrita y sobre todo un borrego aunque todavía no he visto el documental de Gore y me chupa un huevo lo que vaya a hacer Manuel Marín.

    Posdata: Yo tampoco apagué la luz a las ocho de la noche. Uno porque me parece una medida absurda y dos porque aquí en Canarias eran las siete. Estaba exento.

  13. damocles
    2007-11-21 23:32

    Hostia, no! Ahora que recuerdo, dentro de la basura he metido y mezclado sin querer una bolsa de plástico!... Voy a tratar de sacarla, sino, no podré quedar en paz conmigo mismo!

  14. damocles
    2007-11-21 23:36

    ...VIENE DE ANTES, TÍPICO REMORDIMIENTO DE CONCIENCIA DE LA MASS-MEDIA.
    PERO...
    Qué manía tienen los políticos y gente de poder mediático de echar la culpa a nosotros, personas anónimas con nuestros poblemas (o no, es igual) para pagar los recibos de luz, de agua, de coche, etc. del consumo que hacemos de ellos!... Qué tenacidad!... Qué coñazo!...
    Se supone (no hay que ser un lince para descubrirlo) que la gente somos más o menos responsables (por la cuenta que nos trae en las facturas) de consumir sin dejarnos la luz o el grifo abiertos, o el coche con el contacto encendido toda la noche en el parking…
    Entonces, ¿por qué será que insisten tanto en culpabilizarnos?...
    ¿Será porque ellos cumplen a rajatabla y con austeridad espartana lo que propagan?... ¿Será porque tienen sinceros arrebatos de querer mejorar el mundo y quieren concienzarnos para consumir menos?... ¡¡¡Anda ya!!!...
    Desdeluego, en todo ésto hay intereses ocultos que a poco que escarbemos podemos descubrirlos. No pueden ser sino los que tiene EL CAPITALISMO EN MAYÚSCULAS (o sea, empresas contaminantes, multinacionales del petróleo y sus satélites: banqueros, accionistas y demás), QUE ES EL QUE VERDADERAMENTE GOBIERNA EL MUNDO. Y los políticos, meras correas de transimisión, han recibido la consigna de culpabilizarnos a nosotros y así, mientras estemos absorbidos en procurar, y procurar, y procurar ser más austeros en nuestra vida (lo cual es absurdo y no tiene fin) no sospechemos que LOS VERDADEROS CULPABLES SON LOS PRODUCTORES DE ENERGÍAS SUCIAS, NO LOS CONSUMIDORES.
    Así que despertemos de absurdas autoculpabilidades. MIENTRAS SIGAMOS METIDOS EN ESTE ROLLO PSICO-SOCIOLÓGICO, ELLOS SEGUIRÁN PRODUCIENDO PORQUERÍA PARA EL MEDIO AMBIENTE AMPARADOS CON TODA CLASE DE SUBVENCIONES Y CONNIVENCIAS.
    ¡Ay, la hipocresía tiene mil y un caminos para pasar desapercibida!...
    Si fueran sinceros los gobernantes (qué utopía) ¿por qué no cierran empresas o penalizan férreamente a quienes contaminan? ¿por qué no subvencionan los motores de hidrógeno extraído del agua, los materiales reciclados, la agricultura ecológica, etc. etc.? Por que no interesa. Y mientras tanto así nos entretienen, y sus amigos seguirán y seguirán esquilmando el planeta sin que se note demasiado que SON ELLOS, NO NOSOTROS.

  15. josep m. fernández
    2007-11-22 04:04

    Igual no he sabido apreciar la ironía, si es que la había. A mí desde luego es un tema que me preocupa bastante.

  16. Cayetano
    2007-11-22 05:57

    A ver. Una cosa es que preocupe el cambio climático y otra cosa muy distinta estar dispuesto a rebajar en forma drástica el nivel de vida de todo un grupo de bocazas.

    Es obvio que muchos de nosotros habríamos de reducir el nivel de consumo hasta niveles que limitan con el concepto de pobreza. No se trata solo de bajar los riesgos globales (bajo la batuta de las grandes fortunas y recursos de las multinacionales) sino de repartir. El reparto no será justo.

    Además, cuando la publicidad utiliza el concepto de ecología, verde, etc. lo enmierda todo (como siempre) banalizando o manipulando los conceptos.

    Los más hiriente es, que quienes se autotitulan líderes políticos (o antes lo fueron) no favorecen precisamente el reparto de los recursos, al contrario, los beneficios de las grandes empresas rozan lo obsceno: Quieren seguir ganando más y para ser respetuosos con el planeta, si hace falta, se mata de hambre o de aburrimiento a la mayoría de la población.

    Por otro lado no está de más plantearse, a nivel personal, la reducción del consumo hasta niveles casi de pobreza y esto tiene consecuencias: No te socializas adecuadamente. Ji

  17. Vanessa
    2007-11-22 18:34

    Los que critican a los ecologistas son los primeros en poner etiquetas a todo!!!, Solo os aconsejo que leáis un poco, la incultura os rodea… y el cinismo también.

  18. Cristina
    2007-11-22 23:23

    Cinismo, por supuesto. Desde el mismo instante en que, como ciudadano haces todo lo que puedes para rebajar el consumo, y entonces, observas la hipocresía de kioto, gobiernos, macromultinacionales varias que se salvan de pagar multas por vertidos ilegales. Los ayuntamientos que no saben como decirle al ciudadano que gran parte del plástico que tira en el contenedor no se recicla porque es complicado y carísimo.

    Los movimientos ecologistas quieren concienciar al ciudadano, el ciudadano está hasta la badana (que no banana, aunque también…) de tener conciencia y que luego se viertan toneladas de petroleo en el mar impunemente.

    La mejor manera de concienciar no es apagar la luz cinco minutos. Lo que le ahorramos al planeta se lo volvemos a deber cuando volvemos a encenderla.

    A mi sí me importa el cambio climático, estoy rodeada de gente concienciada y eso es importantísimo, pero deberíamos ser más severos con nuestros representantes políticos, y no hablo de Zapateros…hablo de regidores de ayuntamientos pequeños, barrio a barrio, población a población. Ahí está el verdadero cambio.

  19. Cayetano
    2007-11-23 23:36

    Ahora en serio. Coincido con Cristina, yo podría contar alguna cosas (además de las que cuento en Anboto News) como por ejemplo el incumplimiento de las acciones recomendadas en las Agendas 21 de mi entorno. Eso sí, mucho especialista y experto afín al régimen cobrando por estudios o participación en entidades públicas de gestión de la cosa verde y climática.

    Se ha llegado a un punto en el que ya no se hacen públicos los resultados de la calidad del aire de la comarca, o ni tan siquiera funcionan los escasos sensores (sino mides no hay problema). La comarca del Duranguesado es una de las que peor calidad de aire tiene de Vizcaya (lo que ya es decir). ¿Que medidas se están tomando? Se trata de acciones de pura cosmética y propaganda. No voy a decir nada más, pero me temo que casi todos tenemos mucho que contar de nuestro entorno. Como son asuntos locales no aparecen en los medios generalistas (salvo casos raros y excepcionales)

    De lo que estoy harto es del doble discurso político, se teoriza mucho con las Agendas 21 (por ejemplo) y lo que realmente se hace es favorecer el desarrollo de un modelo económico que continúa empeorando, más si cabe, las cosas.

    Los mismos, a nivel municipal, que favorecen el desastre mienten descaradamente en sus actuaciones. Otra cosa que hay que tener muy clara es que el desarrollo económico alcanzado es incluso excesivo para mantener el aire limpio, hablo del Pais Vasco. Nadie está dispuesto a reducir el gasto energético hasta los niveles del siglo XVIII, o al nivel de 4 hectáreas de tierra productiva para la autonomía de una familia de no más de 6 miembros.

    Etc.

  20. Alber
    2007-11-30 00:20

    Es posible que a alguien le interese leer esto: Manuel Toharia critica el alarmismo sobre el cambio climático.

  21. Cayetano
    2007-11-30 01:29

    Manuel Toharia es un viejo conocido de los grupos ecologistas y las ha montado gordas con algunas declaraciones suyas. Pero no era lo que quería comentar sino unas declaraciones de Zapatero (perfectamente asumibles por cualquier presidente de gobierno de prácticamente cualquier color): “Hay que educar a los ciudadanos” refiriéndose al tema del cambio climático. Hay mucha miga en esta frase y es un adelanto de lo que se nos avecina.

    Se educará a persojajes como Clinton, Al Gore, Chinos, norteamericanos, etc. A empresas como Repsol, Endesa, etc. En esta historia educativa hay cosas que no se tocan, ni se tocarán nunca. Así que si usted es un ciudadano espanol con una renta de 15.000 euros (por ejemplo) le están insinuando que tiene que sobrevir con 12.000 el año siguiente (por ejemplo), de esta forma será posible mantener los beneficios obscenos de muchas empresas. ¿Como sino evitar contaminar manteniendo los beneficios a futuro? Agarrense los machos, que dicen, si usted no se encuentra entre la élite económica.



LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal