Libro de notas

Edición LdN
Butaca no numerada por Alberto Haj-Saleh

Sentado en una vieja Butaca no numerada de terciopelo rojo, el autor se lanza a una reflexión impúdica todos los miércoles sobre cualquier cosa que se atreva a moverse por las pantallas, sean éstas de cine o no. Alberto Haj-Saleh es editor de LdN y autor de la columna Teatro Abandonado.

Sensación térmica

Hace años, el hombre del tiempo de Telecinco, Mario Picazo, le ponía nombre “televisivamente” a una de las dudas que siempre me habían corroído cuando veía el parte meteorológico: si en ese parte dicen que habrá máximas de 15 grados, ¿yo por qué tengo mucho más frío? Picazo siempre hablaba de máximas reales y luego de la sensación térmica, esto es, de la temperatura que uno aprecia en el propio cuerpo, motivada por otros factores como la lluvia, el viento, la humedad, etc. Así que 15 grados con lluvia y viento podían ser perfectamente 7 de sensación térmica y eso lo explicaba todo.

Me perdí La soledad de Jaime Rosales en su día más por mi desconfianza que por falta de oportunidad para verla. Leí una entrevista con el director en El País que me dejó mal sabor de boca y acabé convirtiendo a la reciente triunfadora de los Goya en mi segunda opción cada vez que iba al cine. Luego, lógicamente, desapareció de las salas hasta este próximo viernes, que se reestrenará. Así que, exceptuando a la ganadora, me presenté ante la gala de los premios de la Academia con una sensación extraña en el cuerpo: la de estar delante de películas decentes que no dejarán huella alguna en mi cerebro. Otros años me he enfrentado a la candidatura de películas de las que salí enfebrecido o emocionado, La buena estrella, Martín (hache) o Los lunes al sol, por ejemplo; en cambio este año me limité a ver cómo se postulaban como mejores películas españolas del año discursos que pasaban de entretenidos a interesantes, dentro de unos márgenes intrascendentes. Como un examen con una nota de seis y medio.

Ante eso sólo me queda la sensación térmica, aquella que siento en el cuerpo independientemente de la evaluación crítica meditada que pueda hacer de una película a posteriori, objetivamente, si es que esa palabra se puede usar en un contexto como este. Sin duda este año la película de la que salí del cine con una sensación térmica más cálida fue con Bajo las estrellas, de Félix Viscarret. Fríamente diría que la historia es de las más repetidas y manidas que se pueden encontrar en una película. También puedo asegurar que los actores de reparto están desde flojos (Emma Suárez) a muy flojos (Julián Villagrán), que la mayor parte de los diálogos me parecen forzados e increíbles, que estoy harto de que para que una situación doméstica parezca real haya que sacar a la mujer de la pareja meando en su baño con la puerta abierta.

Nada de eso importa ante un inolvidable Alberto Sanjuán que llena la pantalla en cada momento, como pocas veces recuerdo haber visto antes. Tierno, vitalista, contradictorio, bueno, cobarde, inquieto, mentiroso, todos los matices que queramos que no resisten un análisis crítico; porque, críticas aparte, yo salí enamorado del trompetista fracasado Benito y de su mundo, al que volvería encantado tantos meses despues. No se puede menospreciar el cuerpo con el que sale uno del cine, más allá de lo que intenten convencerte los gurús críticos. Diga lo que diga el parte meteorológico, si tú tienes calor, tienes calor.

Alberto Haj-Saleh | 06 de febrero de 2008

Comentarios

  1. ika
    2008-02-06 19:16

    aquí estaré cada miercoles para coger la mejor butaca.

  2. Marcos
    2008-02-06 21:08

    Sí, esa sensación térmica puedo aplicármela yo a las múltiples películas madeinhollywood (acción, romanticonas…) que no resisten un mínimo análisis crítico pero que consumo con agrado.

    (Primer año que me trago entera la gala de los Goya, y sin haber visto ni una sola película. Y por supuesto, estoy en desacuerdo con el palmarés)

    Saludos

  3. Manuel Haj-Saleh
    2008-02-06 22:31

    Marcos, empiezas a parecerte peligrosamente a mí :-D

  4. Merche
    2008-02-07 01:42

    Yo digo sin pudor alguno (ya que éste es lugar propicio para impúdicos, ¿no?) que “Bajo las estrellas” es la película española del 2007 que más me ha gustado. Y matizo que a veces la sensación térmica es también fruto de un promedio: puede que, como dice Marcos, haya aspectos de algunas películas que no resistan un análisis crítico, pero otros sobresalen tanto por encima de la media, que uno sale del cine sonriendo.

  5. Agustín
    2008-02-07 02:18

    No puedo más que estar de acuerdo con el sorprendente palmarés. De hecho… la única película española del año que me había parecido buena (no sólo buena… realmente buena) había sido La Soledad (también Rec, pero a otro nivel). No esperaba ni que estuviese nominada, aquello ya fue todo un premio. Lo de ganar… increíble. Aunque puede significar que, pese a todo, a la Academia tal vez le gusta el cine…

  6. Álex
    2008-02-07 02:49

    La sensación térmica con la que uno sale también depende de con la que uno entra. Cuando voy a ver una peli que imagino que va a ser una mierda (con perdón) desconecto la mayor parte de mi cerebro, haciendo un bypass desde mis ojos y oidos al centro de las sensaciones.
    Así películas como Transformers, que iba a ver de friki porque era una de las series de mi infancia, o Cloverfield que fui llevado a rastras porque no había otro plan diferente al que atenerme elevaron la fría temperatura que percibían mis terminaciones nerviosas antes de sentarme en la butaca.

  7. Juan Cosaco
    2008-02-07 03:20

    Sobre la temperatura, me enseñaron hace tiempo que depende de la velocidad con la que vibran las partículas elementales: a más temperatura, más frecuencia vibratoria.
    Cuando algo nos “remueve” por dentro, cuando nos consigue transmitir calor (algo que nunca puede permanecer constante en un cuerpo) podemos captar esa Tª.
    Genial tu columna!
    Salud!

  8. J. Addams
    2008-02-07 06:18

    Muy buena esta cuestión de la Sensación Térmica: debe ser la razón de que, a veces, nos gusten películas que sabemos que son malas…
    saludos

  9. gfh
    2008-02-10 09:36

    Esto de la sensación térmica pasa hasta con las distancias, por eso los kilómetros que se andan con calor, por sitios empinados, o con ampollas en los pies pueden llegar a tener hasta 2000 metros. En cambio en los caminos que llevan a casa de una novia los kilómetros tienen nada más 400 metros.

    Vamos, que pensaba yo que la subjetividad en las percepciones era cosa sabida por todo el mundo, pero por lo visto era apreciación subjetiva mía…

  10. Julia
    2008-02-11 22:03

    Es un buen comienzo la sensación térmica, aunque la mía en este caso sea muy diferente, reconozco que con “Bajo las estrellas” no logró ni Alberto Sanjuán que entrara en calor y mira que es difícil porque es un fantástico actor como demuestra su paso por los escenarios con Animalario. Pero nada, hasta la casi siempre bien ubicada Emma Suarez me pareció como de “prestadillo”.

  11. urkan
    2008-02-15 21:25

    Creo que otro factor importante de la “sensación térmica” son las expectativas que se crea uno antes de ver la película. En el caso de Bajo las estrellas, casi diría que incluso me defraudó un poco, dado que me la habían recomendado y que había visto algún buen corto de Viscarret. Los secundarios un poco raros, sí. A mí la que no me gustó nada fue Emma Suárez, y de Julián Villagrán no sé bien que decir. Tampoco me gustó mucho, pero tengo la sensación de que si la veo otra vez fijándome más en él, me gustaría más. Por otro lado, creo que cuando un actor lo hace realmente mal, es más bien responsabilidad del director. Aunque espero haber cambiado de opinión para cuando yo dirija una película (si es que eso ocurre algún día) y mis actores lo hagan de pena.
    Eso sí, inevitable que se me ponga la piel de gallina cuando escucho el Stella by starlight cantado por Morente.


Textos anteriores

-
El final [20/12/13]
-
También en 2013... [11/12/13]
-
Así que el 2013... [04/12/13]
-
Resumiendo más [19/12/12]
-
Resumiendo [12/12/12]
-
Puro goce [05/12/12]
-
-
Las películas [07/11/12]
-
Granito de Arena [24/10/12]
-
Como desees [10/10/12]
-
Sí que entienden [26/09/12]

Ver todos


LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal