Libro de notas

Edición LdN
Dos puntos comillas por Jaime Rubio Hancock

Jaime Rubio Hancock es uno de los periodistas más reputados del país (ignoramos cuál). Cofundador de la revista Playboy, fue director de The New York Times entre 1987 y 1992, cuando se convirtió en el primer menor de edad en dirigir una publicación diaria. Desde las páginas de ese diario se opuso a la guerra de Iraq, destapó la trama del Gal y predijo la Revolución Francesa. Actualmente publica en Libro de Notas cada jueves esta serie de entrevistas que, según nueve de cada diez dentistas, jamás tuvieron lugar.

José Manuel Pascual Pascual: "Yo trato por igual a todas mis empleadas, incluidas las feas"

Al parecer, algunas mentes estrechas se han escandalizado por el hecho de que la dirección de la clínica San Rafael de Cádiz obligue a sus enfermeras a llevar falda, medias y delantal, recortando en treinta euros el sueldo de las empleadas que se nieguen a seguir una medida que califican (sorprendentemente) de indigna y discriminatoria.
Siempre al pie de la noticia, me dirijo a Cádiz, dispuesto a simular alguna enfermedad y a ponerme bajo el cuidado de estas señoritas, cuando se me ocurre que podría ser una buena idea entrevistar al gerente del centro, José Manuel Pascual Pascual, de apellidos sospechosamente endogámicos.
Pascual, Pascual me recibe en su despacho, elegante y alegremente adornado con un póster de Samantha Fox, el escudo de no recuerdo qué equipo de fútbol (qué más dará, si son todos iguales) y la cabeza (supongo que disecada) de un toro.
Pascual y Pascual quiere dejar bien claro que la medida no es en absoluto denigrante: “Denigrante sería si les dijera a las feas, que las hay, que por favor se taparan. Que ganas no nos faltan. Jo, jo, jo, etcétera, etcétera. Pero yo trato por igual a todas mis empleadas, incluidas las feas. Es más, si es necesario pellizcarle el culo a una de las menos agraciadas, lo hago sin ningún problema: aquí están mis dedos, dispuestos a cualquier sacrificio, por duro que sea, para levantar la moral de mis empleadas. Por favor, no hagamos chistes fáciles con el verbo levantar”.
Sensato. Muy sensato. Y sacrificado. Muy sacrificado. Le comento a Bipascual que hacía tiempo que no me topaba con un empresario tan preocupado por el bienestar de sus trabajadores. De todas formas, ¿los hombres no deberían recibir un trato equivalente? “Por supuesto —contesta—. Obviamente, los médicos no irán en falda porque yo no soporto ni a los maricones ni a los escoceses, suponiendo que haya algún modo de distinguirlos (todos llevan falda y hablan con un deje raro), pero había pensado en una especie de traje de luces blanco. Ahí, marcando paquete”. Eso por lo que respecta a los médicos; en cuando a los enfermeros, su opinión es contundente: “¿Eh? ¿Esas cosas existen? ¿Pero en qué clase de infierno en la tierra se está convirtiendo nuestra sociedad? ¡Malditos! ¡Lo estropeasteis todo! ¡Ah, malditos! ¡Os maldigo a todos!”
Algunas trabajadoras se quejan de que si se tienen que agachar se les ve todo. “La cuestión está mal planteada. El problema no es que si se agachan se les ve todo: el problema es que tengo que esperar a que se agachen para verles algo. Eso es injusto y escasamente productivo, dado que me paso las horas dando vueltas, esperando la oportunidad de cazar un trozo de carne. Deberían ir en bikini. Mínimo. Máximo, quiero decir”.
Pascual x 2 niega que trate a las mujeres como objetos sexuales: “¿No he dicho trozo de carne? Si digo que las mujeres son trozos de carne no las estoy tratando como objetos sexuales, sino como animales. Porque las mujeres son animales que, como yo mismo, han nacido para el amor”.
Brindo por ello. Y, cuando no mira, me llevo el póster de Samantha debajo del brazo. Aunque yo era más de Sabrina.

Jaime Rubio Hancock | 27 de marzo de 2008

Comentarios

  1. bingo
    2008-03-27 16:03

    Ah, Samantha Fox, cuantos recuerdos… Vamos, que yo no sé por qué se meten con este santo varón. Es más, deberían inmediatamente hacer una serie de médicos rodada en su clínica, y con sus enfermeras como figurantes. Ah, y que le nombren rector de Enfermería en alguna o varias Universidades.

  2. Alberto
    2008-03-27 18:29

    Yo también era más de Sabrina, pero la que me ponía burro era la Ángela Cavagna, creo que porque era la más impúdica.

    Oh, y Danuta, que grande Danuta, tenía una película de estas tipo “To er mundo e güeno”, de cámara oculta y tal, donde se vestía de caperucita, con falda corta y todo eso.

    Regina Do Santos era más feota, pero muy simpática. Y Marta Sánchez siempre fue una sosa. Nunca entendí el tinte de Carmen Russo y Cicciolina cantaba raro, y no lavaba nunca el osito de peluche, que estaba gris el pobre.

    La que era mona era la C.C. Catch, pero ni una teta enseñaba, que tía.

    A mi prima le molaban todos los tíos pero el que más Rob Lowe, aunque tenía unos pies horrible. En cambio los hermanos Bros, ah, amigo, ah, que pares de pieses.

    Y el rubio de Modern Talking. Ese sí que estaba buenorro. Cantaba a veces con CC. Catch.

  3. Otis B. Driftwood
    2008-03-27 19:00

    http://es.wikipedia.org/wiki/Dieter_Bohlen

  4. Jaime
    2008-03-27 21:50

    ¿Y qué hay de Wendy James? Tengo hasta el disco de Transvision Vamp. En vinilo.

    Qué viejos somos.

    Sois. Vosotros. Yo no.

  5. Alberto
    2008-03-27 22:17

    ¡Cállate! ¡No existes! ¡No eres real!

  6. Marcos
    2008-03-27 23:48

    Bueno, Jaime, al fin una entrevista que me sirve de algo: desde este momento todo colaborador de LdN ha de escribir sus columnas bien en ropa interior, bien con batín (ellos) o con delantal (ellas, o ellos); de no hacerlo, obviamente será despedido. Y no intentéis colármela, que se nota perfectamente en la forma de escribir si se cumplen esas condiciones. Y es más: ahora mismo pongo en manos del gabinete jurídico de LdN que estudien la posibilidad de aplicar la misma norma para los comentaristas.

    Me voy, que me estoy imaginando a Otis con las piernas peludas y el portátil en las rodillas…

  7. Otis B. Driftwood
    2008-03-28 00:09

    Y la camiseta de tirantas, oiga, un respeto.

  8. FRED
    2008-03-28 22:51

    Las Clínicas Pascual S. A. discriminan por razones de sexo y profesión: ni los enfermeros ni las médicas son obligados a utilizar falda. Sanción ejemplar de las autoridades judiciales e inspección de trabajo, retirada de los conciertos de la Junta de Andalucía con Pascual S. A. si no rectifica y toda la solidaridad con estas profesionales. No es cuestion economica (el interes de la empresa es presentarlo como tal) sino cuestion de derechos, de principios de igualdad, de etica del trabajo y las profesiones,....

  9. PUFFFF
    2010-06-30 05:03

    tu blog es una porquería, no sabes expresarte y por supuesto no sabes usar la ironía…tu manera de escribir apesta…eres peor que esos criticones de prensa rosa que nada mas sabe decir tonterias por la boca. De lo unico de lo que me alegro ,por los comentarios que he leido , es que nadie te toma en serio. Menos mal…..

    ahora si kieres elimina este comentario… todo el mundo es capaz de criticar pero no de asimilar las criticas

  10. Alberto
    2010-06-30 05:24

    Y ahora, todos, saludemos a puff! Hola puff!

  11. Jaime
    2010-06-30 05:30

    O sea, ¿que escribo como el culo y este es mi blog?

    Alberto, estás despedido, hoygan.

  12. Marcos
    2010-06-30 06:31

    Alberto, quedamos en que a los comentaristas hay que tratarlos con respeto: es puffff, con cuatro “f”, no puff como tú le nombras. Una falta de respeto intolerable. Ya ves, puffff, no sólo aceptamos las críticas (yo acepto las críticas que le haces a Jaime, y las refrendo), sino que echamos un rapapolvo a los que, como Alberto, faltan a nuestro manual de estilo.

    Gracias, puffff, por tus comentarios, y vuelve por aquí siempre quieras.

    Saludos


Textos anteriores

Ver todos


LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal