Libro de notas

Edición LdN
Textos del cuervo por Marcos Taracido

TdC es un diario de lecturas, un viaje semanal por la cultura. Marcos Taracido es editor de Libro de notas. Escribió también las columnas El entomólogo, Jácaras y mogigangas y Leve historia del mundo [Libro en papel y pdf]. Ha publicado también el cómic Tratado del miedo. La cita es los jueves.

Algunas notas sobre la narrativa (y otras cosas) de Lost

Las propuestas esenciales de Lost ya estaban presentes en el Persiles cervantino. Geografía difusa, exótica, atemporal, lugares (una isla también) en los que sus habitantes resultan extraños, y ofrecen nuevas modos sociales de organizarse y culturas extrañas; personajes misteriosos, confusos, equívocos, disfrazados (parecen lo que no son); los protagonistas inician un viaje de purificación que debería terminar con su casamiento en Roma, y no es otro el tipo de aventura que viven en la ficción televisiva; y la argucia de la separación amorosa, los amantes que se pierden el uno al otro y se buscan durante el resto de la trama, presente de uno u otro modo en las seis temporadas de Lost.

La estructura narrativa de los capítulos, climax-anticlimax-climax, con un inicio que siempre resulta sorprendente y promete maravillas y un final que es cierre siempre parcial y emocionante, al tiempo que suspende la acción en un momento álgido, es tan efectivo como viejo: no es otra la estructura de las novelas por entregas decimonónicas, incluso de los culebrones actuales o de otras series norteamericanas, como 24, por ejemplo.

Uno de los grandes problemas de la serie es su primera temporada: abre tantos frentes, despierta tantas expectativas, crea tantas preguntas, que resulta imposible no acabar decepcionando. Un inicio explosivo debe medir sus consecuencias, debe autocontrolarse, debe prometer sólo aquello que pueda cumplir, como a los niños. Este problema, mercantilmente hablando, fue también su salvación, la que permitió que en las flojas temporadas del medio el espectador enganchado aguantase el bajón por el ansia de dar respuesta a lo planteado en el principio.

Lost es un ejemplo paradigmático de que la realidad del que vive inmerso en la red de redes es otra. Cualquiera que este conectado habitualmente, y aún no habiendo visto la serie, sabrá de ella y tendrá la sensación de que su éxito ha sido espectacular. Nada más lejos, con cifras de audiencia bajas tirando a muy bajas en Estados Unidos, y cambios constantes de horarios y suspensión de su emisión en España. De hecho, no conozco a nadie adigital que haya oído hablar de la serie. Resulta cuando menos curioso este éxito de la serie entre los internautas cuando su trama, contemporánea, no haga uso de la red en ninguno de sus capítulos (afirmo esto sin estar seguro del todo, en cualquier caso su posible uso no resulta importante para la historia).

¿Por qué no hay sexo? Literalmente casi no se realizan actos sexuales durante las seis temporadas (famosa excepción la de la jaula, pero que sea famosa lo dice todo), pero lo que quiero resaltar es el casi ridículo puritanismo a la hora de mostrar el cuerpo de los personajes, más propio de los años 50 que de hoy: sí aparece abundantemente el torso desnudo de los personajes masculinos (de los que lo tienen hermoso, creo que a Hurley nunca se le ve el pecho descubierto), pero las mujeres jamás aparecen ni siquiera en ropa interior, llegando al punto de coser heridas en el pecho apartando la camiseta en lugar de quitarla. No se entiende además desde el momento en que la serie es lo suficientemente fuerte en lo que a violencia física y moral se refiere como para que no sea apta para el público infantil.

En Lost está todo: amor, amistad, lealtad, traición, viajes, aventuras, fantasía, misticismo, violencia, misterio, ciencia… y grandes personajes.

Pero Lost es la ficción televisiva más importante quizás de las últimas décadas, y es muy difícil saber exactamente por qué, aunque tiendo a pensar que precisamente por la conjunción, entre otras cosas, de todos los puntos anteriores.

————————————-
Más:
Inmensa lista de preguntas y respuestas de la serie
Perdidos en 5 piezas, análisis muy inteligente de Guillermo Zapata.

Marcos Taracido | 02 de septiembre de 2010

Comentarios

  1. Cayetano
    2010-09-02 18:48

    Debo de ser de los pocos a los que esta serie le parece aburrida y un puro juego de fuegos de artificio. Sin embargo, en la misma onda narrativa y desarrollo, Twin Peaks me pareció genial

  2. Celebes
    2010-09-02 20:45

    Todavía estoy “perdido” por allí, esperando 100 ó 200 respuestas. ;)

  3. Marcos
    2010-09-02 23:43

    Sí, quizás Twin Peaks sea el referente anterior en cuanto a innovación, impacto y calidad. Y no, no eres de los pocos: de hecho en mi entorno a casi nadie le parece divertida, por eso decía que el éxito que aparenta tener no lo es, sino ruido de los internautas.

    En realidad, Celebes, a mí me molestó mucho más que la falta de respuestas los vaivenes de la 3ª, 4ª y parte de la 5ª, ese recurso a los saltos en el tiempo que lió todo demasiado y convirtió cada capítulo en un todo vale: ahí había muchas respuestas, pero eran muy malas.

    Saludos

  4. la niña que quiso ir a esa maldita isla
    2010-09-07 06:03

    Creo recordar, a bote pronto, una escena donde la impredecible y odiada Kate enseña bragamen y sostén; mi abstracción al pasado me permite vislumbrar que pertenece a la primera temporada, la secuencia discurre en un lago, cuya función y creación era permitir tal destape; más difuso en mi mente queda el acompañante de la fémina, pero, si no me equivoco, era Jack, ¿o quizá Sawyer?, seguro que uno de los dos.
    En fin, que tienes razón en lo de la escasez de ciertos aspectos erótico-festivos y lo mucho que prometía la primera temporada.
    Un saludo

  5. Oscar
    2010-09-07 23:48

    Buen resumen. Yo aporto aquí mi granito de arena. En aquellos días justo después del “notable” final de lost vi por azar un capítulo de Bob Esponja (si, esos dibujos animados en los que sale un bicho amarillo) y algo hizo click en mi cabeza.
    A las pruebas me remito: http://www.youtube.com/watch?v=hmTwBnoWJ-I
    Como última nota, este capítulo de Bob Esponja había sido emitido bastante antes de que los guionistas supiesen ni para donde mirar ¿alguno de ellos tendrá niños y el infame disney channel?

  6. Marcos
    2010-09-08 18:25

    Gracias, Oscar. Hombre, lo de Bob Esponja sí, podría haberles dado una idea, pero tampoco sería nada ilegítimo. Y hombre, Disney Channel tiene algunas buenas series, no precisamente Bob Esponja que se emite por ClanTv, de TVE :)

    Saludos

  7. Oscar
    2010-09-09 19:01

    He de reconocer que tu conocimiento sobre la parrilla de los canales infantiles me abruma. Supongo que es algo intrínseco a la paternidad, no se.
    Por cierto, y volviendo a Lost, hay una última “excentricidad” de la serie: emitir un capítulo más después del final, aunque en España no lo hayamos visto.



LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal