Libro de notas

Edición LdN
Tele por un tubo por Ramiro Cabana

Ramiro Cabana es comentarista de radio y televisión. Tele por un tubo dejó de actualizarse en agosto del 2006.

PARADOJAS

Hola queridas. No sabéis la semanita que he pasado. Y no me quejo, todo lo contrario. Celebro no haber tenido tiempo para ver la tele por vosotras, y luego poder venir hasta aquí e instruiros sobre la actitud que debéis adoptar ante lo que os echan.

La vida es así. Tiene uno sus negocios (porque no pensaréis que lo que me paga Libro de Notas me sirve de algo a la hora de mantener un palacio y a toda la gente (y perros) que viven y trabajan en él, ¿verdad?), sus obligaciones (Tigre, para regocijo evidente de Borja, se ha pasado un día entero en el veterinario), sus placeres (que no incluyen la tele, porque la tele para mí es una obligación moral, por eso he puesto la enorme y carísima pantalla de plasma en la antigua capilla del palacete), sus gustos (por increíble que parezca, me ocurre todo lo contrario que a vosotras: me gusta leer y siempre que puedo me meto en algún libro) y sus perversiones (aquí es donde meto lo de ver la tele; de hecho, cuando la veo, me siento como liberado sexualmente, como si estuviera haciendo algo que no acaba de estar permitido por las personas de buenas costumbres sexuales, las que no follan).

¿Habéis pillado la paradoja? La tele, para mí, representa una obligación moral y a la vez una perversión. Es como el que se mete alucinógenos y luego se llama místico, como Santa Teresa. Y luego también están todos esos televangelistas gringos que en cuanto pueden, se dejan pillar por el fisco malversando los fondos que el personal, gente como vosotras, les envía con toda la inocencia del universo. O esos políticos conservadores británicos que, tarde o temprano, dimiten porque alguien los ha pillado en braguitas, medias y liguero, haciéndoselo con una señora que cobra caro.

Pues yo me siento así. Sobre todo cuando llega el verano y ya os he hablado de todo lo que había que hablar, ya os he dicho todo lo que os tenéis que perder (esa es la parte moral de todo este tinglado), y sigo con la obligación moral de hablar cuando no tengo nada que decir (la parte perversa).

¿Y qué queréis que os diga? ¿Que esta semana empieza, DE NUEVO, Operación Triunfo, pero en Tele5, en lugar de TVE? Llevan semanas haciendo daño al aparato auditivo de quien se deje, con las pruebas del personal concursante. OT es el último recurso de las discográficas en un mercado que está apunto de desaparecer. Sin embargo, muchos de sus defensores dicen que OT es cultura democrática, de esa que nos indica con el dedo de indicar, el índice, que cualquiera puede ser artista. Y luego lo niega. Que para eso están las eliminaciones. ¿Paradójico otra vez? ¿O simplemente trampa?

Por cierto, Tigre sólo tenía una diarrea (cualquiera de vosotras que tenga niños pequeños sabe lo que es eso), y Borja, por más que le indico que él, y nadie más que él, es el mejor perro salchicha del mundo, no me habla.

Chao

Ramiro Cabana | 28 de junio de 2005

Textos anteriores

-
LA ÚLTIMA [01/08/06]
-
TELEVERANO [25/07/06]
-
POSTPAPA [18/07/06]
-
TUNDRA [11/07/06]
-
CABANA NO ESTARÁ [20/06/06]
-
RELIGIO [13/06/06]
-
CABANA NO [06/06/06]
-
CABANA ÚTIL 6 [30/05/06]
-
CABANA AUSENTE [23/05/06]
-
VILLACHICA [16/05/06]
-
EL PADRECITO [09/05/06]
-
SUPERFICIAL [02/05/06]
-
JAGAOS [25/04/06]
-
LOS COMOSELLAMEN [18/04/06]

Ver todos


LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal