Libro de notas

Edición LdN
La guillotina-piano por Josep Izquierdo

La Factoría de Ultramarinos Imperiales ofrecerá a sus clientes, a través de la guillotina-piano —su dispositivo más acomodaticio—, un sinfín de discusiones vehementes sobre el arte y la cultura, y nada más. Josep Izquierdo es recargador de sentidos, contribuyente neto al imperio simbólico que define lo humano. Y si escribe, escritor.

Antítesis para una filosofía de la historia III

13. ¿Qué relación existe entre el progreso de las destrezas y el conocimiento de la humanidad, y el progreso de la humanidad misma, sin final, incesante? El descubrimiento del bosón de Higgs nos hace más diestros, más sabios, pero, ¿nos hace más humanos? El progreso científico, la ciencia, como representación de la marcha de la humanidad recorriendo un tiempo homogéneo y vacío, es el último rescoldo que nos queda de la fantasía de que el futuro es una tabula rasa.


14. "La moda sabe oler lo actual por muy profundamente que se esconda en la espesura del pasado". La especificidad humana se oculta en las continuidades, la humanidad es siempre vintage, en la medida en que el concepto no propone una vuelta al pasado sino un salto específico y limitado del pasado al futuro, que es nuestro presente. La moda, con sus lentejuelas de mañana y su recio interior de ayer (su nec-otium) es un ejemplo perfecto de que el juego se dirime en el circo propiedad de la clase dominante. La revolución futura debe aprender a ver lo actual en el pasado, pero debe también montar un circo.


15. El tiempo es un amo tiránico. El calendario es una muleta para la cotidianeidad. ¿Queréis autoridad? no hay relojes eróticos, pero sí calendarios. El calendario no sirve para el bondage o el sado-maso, pero el reloj, con sus ataduras y sus restricciones y su dolorosa conciencia, sí. Por los pueblos de España corría la anécdota, un tanto antimodernista y otro tanto hidalga, del hijo de un labrador que pide a su padre un reloj que este le niega hasta que el hijo, por pura rebeldía, acepta un trabajo por cuenta ajena. Entonces su padre le regala el reloj, como símbolo de que a partir de entonces ya no será su propio dueño.


16. Hubo tiempos mejores, y habrá tiempos mejores, pero el lugar donde ambos se reúnen es siempre el presente. La puta y el burdel distraen, como el circo, de vivir incesantemente.


17. Benjamin lo dirá mejor: "En realidad, no hay un solo instante que no lleve consigo su oportunidad revolucionaria —sólo requiere ser concebida como específica, esto es, como oportunidad de una solución totalmente nueva prescrita por una tarea totalmente nueva".


18. En fin, no somos nada.

Josep Izquierdo | 07 de julio de 2012

Comentarios

  1. @funambul
    2012-07-09 05:02

    Muy interesante, me ha hecho pensar. La aplicación de la hipótesis mecanicista al estudio del ser humano desde el siglo XVII, hizo que a medida que aumentaba el conocimiento en ese campo se incrementara el conocimiento de las formas de someter la voluntad, sustituyendo religiones obsoletas por otras nuevas. Tal vez sea el hecho de estudiarnos como si fuéramos autómatas lo que nos ha convertido en autómatas.



LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal